NOVEDADES HISTORIA DEL LIBRO – NOVIEMBRE 2014

Nº 1 – MARTINEZ RUIS, Ana: La persecución del libro: hogueras, infiernos y buenas lecturas (1936-1951).

Gijón, 220 págs. 2014. Rca. – TREA – ISBN: 9788497048149

PVP EUR 22,00 (4% IVA incluido)

            En esta obra se analiza la represión del libro y de su entorno desarrollada por el franquismo desde los primeros días de la guerra civil. La destrucción de publicaciones se convirtió en un objetivo prioritario de las autoridades militares y de los falangistas para desterrar las ideas de la AntiEspaña. Asimismo se depuraron los fondos de bibliotecas, editoriales y librerías para eliminar el veneno escrito que habían pervertido el alma y la mente de los españoles. En paralelo al proceso de purga y destrucción de las obras existentes se estableció la censura previa para restringir la futura oferta en la producción bibliográfica nacional y en la importación de títulos extranjeros. La persecución al libro se completó con los diferentes castigos y penas impuestas a sus protagonistas. Sanciones económicas, depuraciones profesionales, años de reclusión y pérdida de la vida afectaron a escritores, editores y bibliotecarios como máximos responsables de la producción y difusión de esos textos perniciosos. Acusados de cometer pecados y delitos políticos, tuvieron que rendir cuentas ante el nuevo régimen. El ruido y la furia contra las publicaciones también se aplicaron a los profesionales del libro.

 

Nº 2 – PAEZ DE CASTRO, Juan (Quer, Guadalajara, 1510-Idem, 1570): Una biblioteca para el Rey: memorial al Rey Don Felipe II, sobre las librerías.

Palma de Mallorca, 120 págs. 2014. Rca. – OLAÑETA – ISBN: 9788497169042

PVP EUR  10,00 (4% IVA incluido)

En esta pionera obrita dirigida a Felipe II sobre la conveniencia de construir una gran biblioteca pública, el humanista Juan Páez de Castro revela los ideales de una generación brillante de intelectuales imbuidos de una idea del saber, de un modo de aproximación a los libros y a la difusión abierta del conocimiento que el propio poder monárquico ya estaba poniendo en entredicho

Comments are closed.