NOVEDADES POESIA – OCTUBRE 2014

Nº 1 – HASS, Robert: El sol tras el bosque [edición bilingüe].

Gijón, 183 págs. 2014. Rca. – TREA – ISBN: 9788497048125

PVP EUR  20,00 (4% IVA incluido)

La poesía de Hass se caracteriza por la claridad de expresión, la precisión en los detalles, la profusión de descripción y por la naturaleza meditativa de un observador colocado en una posición externa. Sus poemas gravitan alrededor de la cuestión de la distancia entre palabra y objeto, no solo como reflexión acerca de la imposibilidad de acercarse a las cosas a través del lenguaje, sino como un continuo preguntarse acerca de si no será el mismo hecho de nombrarlas lo que nos separa de ellas. Es en ese espacio de perplejidad que abre la interrogación constante sobre lo que deseamos y lo que (no) conseguimos donde el poeta sitúa sus poemas. Entre la palabra y su objeto, pero también entre un amante y otro. Ahí, entre lo cómico y lo sublime, lo anecdótico y lo metafísico, lo íntimo y lo público, en la alternancia entre el paisaje de lo privado y el paisaje abierto y salvaje de California, es donde Hass encuentra su espacio de reflexión ?es decir, el poema? para mirar atentamente todo lo que le rodea.

Nº 2 – MARCIAL, Marco Valerio (Bilbilia, Calatayud, Zaragoza, 40-Idem, 104): Antología de epigramas.

Gijón, 134 págs. 2014. Rca. – TREA – ISBN: 9788497048132

PVP EUR 18,00 (4% IVA incluido)

            Mientras se lee a Marcial, uno se da cuenta de lo lejos y lo cerca, al mismo tiempo, que la sociedad romana del s. I d. de C. está de la nuestra. Aquello en lo que está más lejos es lo que ha hecho que una parte de la obra de Marcial apenas logre «tocarnos» hoy en día: un buen número de sus poemas nos resultan, si no incomprensibles, sí al menos bastante ajenos. Pero hay otra gran parte de su obra (la que pretende mostrar al lector contemporáneo esta edición bilingüe) que nos muestra que el ser humano no ha cambiado en absoluto desde entonces: las mismas pasiones, tendencias, pulsiones, vicios, estupideces, miserias; pero también la exaltación de la amistad, el goce del banquete y del vino, el disfrute del momento fugitivo, la rendida admiración ante la belleza, el amor, el sexo… Y Marcial supo mostrarlo con una inteligencia, una picardía, una sutileza y un ingenio tales, que hacen de él un poeta que siempre estará muy vivo y que continúa interpelándonos de manera sabia, directa y, en muchos casos, tan cruda.

Comments are closed.